Site search

¿Qué quieres ver?

Categorías

Sitios de interés

Meta

No te pierdas ningún consejo

Pon tu email aquí

Archivos

Entradas recientes

RSS ¿Por qué no te registras?

REDUCTORES DE GRASAS NATURALES

Ralladura de limón                 

Efecto Secreto: La pectina que se encuentra en la piel de limón es una estupenda fuente de fibra que te ayuda a perder peso al convertirse en un gel pegajoso cuando la digieres, lo que evita que el estómago absorba el azúcar demasiado rápido.

Úsala así: Añade ralladura de limón al adobo de aceite, tomillo y mostaza que uses para marinar las costillas o incorpórala a los dulces.

Apio                                     

Efecto Secreto: Este maravilloso tallo hipocalórico tiene mucha fibra, lo que combate las ansias de picar entre comidas. También contiene calcio, que ayuda a concentrar las grasas residuales y a expulsarlas del cuerpo. No se puede pedir más.

Úsalo así: Añade un puñado de tallos de apio salteados con un chorro de sidra de calidad para quitarle calorías al pollo asado. Otra opción es comérselo crudo con una guarnición de tomate picado, tabasco y vodka.

Mostaza                                                    

Efecto Secreto: Añade 20 g a cualquier comida y, un par de horas más tarde, tu consumo de grasas habrá aumentado en un 20%.

Esto se debe a los isotiocianatos, una sustancia hallada en la mostaza que dilata los vasos sanguíneos y aumenta los niveles de efedrina, hormona responsable de la combustión de grasas.
Úsala así: Empléala en los bocadillos calientes y acompañando cualquier carne.

Vinagre

Efecto Secreto: El vinagre te ayuda a controlar el aumento de los niveles de glucosa en sangre y de insulina tras una comida, reduciendo el ritmo de vaciado del estómago.

Úsalo así: Echa un par de cucharadas de vinagre de vino tinto en el estofado de ternera para que la carne te quede más tierna o echa un chorrito de balsámico en el arroz para que éste quede menos pegajoso.

 

Canela

Efecto Secreto: Esta especia generalmente llega a tu estómago en algún pastelito, pero debería usarse mucho más a menudo. Consumiendo un cuarto de cucharadita al día durante seis semanas se reduce significativamente el azúcar en sangre y el colesterol malo. También se aumenta la capacidad de metabolizar azúcar.

Úsala así: En lugar del azúcar del capuccino, o para sazonar el asado del domingo, para quitarle calorías a la ternera.

Write a comment

You need to login to post comments!